Noticias Wall Street

Francia recomienda “encarecidamente” no viajar a Cataluña por los rebrotes

Cierre total de fronteras no, pero vigilancia extrema sí. Y, sobre todo, prudencia. El primer ministro francés, Jean Castex, ha descartado este viernes prohibir el tránsito de personas con España, pero ha recomendado a todos los ciudadanos franceses y residentes en este país que “eviten” viajar a Cataluña, debido a los rebrotes de casos de coronavirus.

En vista de la “degradación” de los índices sanitarios en Cataluña, “recomendamos encarecidamente a los ciudadanos franceses que eviten viajar a ese territorio mientras no mejore la situación”, ha dicho Castex en breves declaraciones desde el aeropuerto parisino de Roissy-Charles de Gaulle.

Al mismo tiempo, adelantó Castex, las autoridades francesas están “discutiendo” con las españolas y catalanas para que estas “velen” a su vez por que “los flujos procedentes de España hacia Francia sean lo más limitados posible”, ha dicho tras un consejo de defensa donde se han discutido nuevas medidas para frenar la expansión del coronavirus en Francia.

Con unos índices de contagios al alza en todo el país, Francia extrema la vigilancia, aunque siempre guardando el equilibrio para no cerrar el país por completo, especialmente de cara al turismo, uno de los sectores más afectados por la pandemia que en territorio francés ya ha causado más de 30.000 muertos.

Según ha adelantado el primer ministro, todos los viajeros procedentes de 16 países, no europeos, declarados “rojos” por la alta circulación del virus, deberán someterse a un test de covid-19 a su llegada a los aeropuertos franceses. Los dispositivos para ello estarán listos “en los próximos días” o, a más tardar, a partir del 1 de agosto, ha agregado. También en los puertos marítimos habrá instalaciones y personal adecuado para efectuar las pruebas.

Fuentes del Ministerio de Sanidad indicaron que los países desde los cuales Francia exige un test PCR negativo antes de que los pasajeros embarquen siquiera en su avión con rumbo a territorio galo son Estados Unidos, Panamá, Emiratos Árabes Unidos y Bahréin. A los pasajeros procedentes de Brasil, Perú, Sudáfrica, Qatar, Kuwait, Israel, Serbia, Argelia, Turquía, Madagascar, India y Omán se les exigirá someterse a un test PCR a la llegada a un aeropuerto o puerto francés, en vista de que, como dijo Castex, “en algunos países no hay estrategia de detección y que el acceso a los test es difícil”. Aquellos viajeros que den positivo por coronavirus, deberán guardar una cuarentena de 14 días.

La medida no afectará en cualquier caso a un “flujo masivo” de pasajeros, indicó, puesto que la frontera con esos países está “cerrada” y actualmente solo pueden viajar desde allí a Francia los ciudadanos galos y quienes dispongan de un título de “residencia estable” en este país.

Los anuncios fueron realizados tras celebrar el Gobierno del presidente Emmanuel Macron un Consejo de Defensa centrado en el coronavirus, probablemente el último antes del comienzo oficial de las vacaciones estivales, si bien es previsible que este año muchos ministros, especialmente los más vinculados a la lucha contra la epidemia, no se alejen de París.

Castex eligió desplazarse hasta el principal aeropuerto de la capital, el Roissy-Charles de Gaulle, para revelar las últimas medidas. Visitó las zonas habilitadas con personal especializado para tomar la temperatura a los pasajeros que lleguen hasta París y realizarles un test de coronavirus, hasta ahora de forma voluntaria. Solo en este aeropuerto, el mayor de la capital, se podrán realizar hasta 3.000 test diarios, ha asegurado el primer ministro.

Los nuevos anuncios se producen al término de una semana en la que no han cesado las alertas ante un constante repunte de contagios, si bien las autoridades descartan por el momento que se trate de la temida nueva ola de coronavirus. Según la Dirección General de Sanidad, en las últimas jornadas se registraron más de 1.000 casos diarios confirmados de covid-19 en toda Francia, una tendencia al alza que se lleva registrando desde hace tres semanas, y 10 nuevos focos. No obstante, las cifras de hospitalizaciones, especialmente en cuidados intensivos, donde actualmente están ingresados algo más de 400 pacientes graves, continúa a la baja, una señal, según los expertos, de que si bien el virus sigue “activo” y hay más contagios, estos se producen entre una población más joven que tiene menos riesgo de desarrollar una forma grave de la enfermedad.

Información sobre el coronavirus

Aquí puede seguir la última hora sobre la evolución de la pandemia

Así evoluciona la curva del coronavirus en España y en cada autonomía

Buscador: La nueva normalidad por municipios

Preguntas y respuestas sobre el coronavirus

Guía de actuación ante la enfermedad

Fuente: EL PAÍS
Ir al artículo original

You may also like